miércoles , 21 agosto 2019
Home / Lifestyle / Gastronomía / El Velero de Pacheco, cocina tradicional con toques modernos en un ambiente plenamente familiar

El Velero de Pacheco, cocina tradicional con toques modernos en un ambiente plenamente familiar

Hace un año, Carlos Pacheco llegó desde Sacedón a Guadalajara en busca de un futuro para su familia. Hoy, doce meses después, ese futuro se ha hecho presente y es que El Velero de Pacheco puede presumir de ser un nuevo referente gastronómico en la ciudad alcarreña. El secreto de su fulminante éxito: las ganas de trabajar, superarse y hacer que sus clientes se sientan como en casa.

Este mes El Velero de Pacheco celebra su primer aniversario. ¿Qué balance puedes hacer, Carlos, de estos 12 meses?

Han sido 12 meses muy intensos, adaptándonos a Guadalajara. Para nosotros ha sido un cambio brutal, pero estamos muy contentos. Durante estos 12 meses nos hemos estado dando a conocer e intentando hacer las cosas lo mejor posible. No somos perfectos, pero los resultados se están viendo día a día. Vamos poco a poco, pero por buen camino.

¿Qué fue lo que te animó a ponerte al frente de un negocio como este?

Bueno, el cambio lo teníamos que dar sí o sí, y cuando me enseñaron el local, y estudié un poco la zona, pensé “este tiene que ser nuestro futuro”, y así empezó todo. Yo llevo en hostelería desde los 12 años, lo llevo dentro, igual que mis hijos. Me animó mucho el tener tres hijos con muchas ganas de trabajar, porque, si no, ellos ya hubiesen volado. Pero seguimos la familia junta gracias a este proyecto.

Aunque solo llevas un año aquí tu experiencia en el mundo de la hostelería es extensa, ¿no es así?

Sí, como te comentaba empecé con 12 años y tengo 54. Lo bueno que tiene es que me gusta mi trabajo. He trabajado por muchos pueblos de Guadalajara en las fiestas, he dado extras de bodas, servicios de eventos… Gracias a Dios, me conoce mucha gente y eso es muy importante. Tengo grandes amigos hosteleros en Guadalajara, amigos con los que he trabajado y de los que he ido aprendiendo para poder llevarlo luego a la práctica.

Volviendo al restaurante, ¿cómo definirías la comida de El Velero de Pacheco?

La comida la definiría como clásica y un poco moderna a la vez. Está todo un poco mezclado. Por ejemplo, entre las raciones variadas que tenemos hay más clásico que moderno, pero nuestro chef ha ido introduciendo algunas cositas que se salen de lo tradicional, como el pulpo con patata violeta, la morcilla con chocolate blanco y caramelo etc.

Morcilla de Burgos con mus de chocolate blanco y caramelo.

¿Cuál podría decirse que es vuestra especialidad y vuestro plato estrella?

Plato estrella para mí son todos. Que destaquen más por su venta pues podría ser el asado, el pulpo, los lomos de sardinas, nuestra ventresca confitada… Pero no sabría elegir porque en la variedad está el gusto.

Además de una extensa carta, ¿disponéis de menús diarios y de fin de semana?

Sí, disponemos de un menú diario con tres primeros y tres segundos, y los fines de semana disponemos del menú de fin de semana con tres primeros y tres segundos entre los que hay casi siempre asado castellano y pescados frescos -bacalao a la bilbaína, corvina en salsa de bogavante, salmón al horno con costrado de almendras y cama de fresa- o nuestras carnes rojas -chuletón de vaca de un kilo o el solomillo de vaca con foie y Pedro Ximénez-.

Corvina al horno en salsa de bogavante.

También disponéis de una amplia oferta en raciones…

Así es. Tenemos más de treinta raciones variadas en las que destacan los lomos de sardinas sobre pan tostado, la morcilla de soto palacios, el pulpo a la parrilla con parmentier y patata violeta, nuestro morteruelo de Cuenca, o nuestras parrilladas de verduras frescas y variadas.

Pulpo a la parrilla con parmentier y patata violeta.

Otro punto fuerte de El Velero de Pacheco son los postres.

Sí, los elabora uno de mis hijos y están teniendo muy buenas críticas. Sus tartas de gelatina de arroz con leche, sus veleritos, el arroz con leche, su tarta de oreo… son un éxito.

La terraza y su excelente ubicación es otro de los grandes alicientes de este local…

Estamos en un entorno privilegiado, yo le llamo “el mirador de la concordia”. Es una terraza en la que hace muy buena temperatura, en verano es fresquita e intentamos dar buen servicio con la ayuda de más empleados durante esas fechas. Además, desde la terraza se ve todo el parque: los niños pueden jugar mientras los papás y mamás están tomando o co miendo algo. Como te digo, es un sitio privilegiado.

¿Qué deseo te gustaría pedir al soplar las velas de este primer año?

Nuestro deseo es tener mucha salud, teniendo eso tendremos trabajo que es a lo que hemos venido aquí, a trabajar para buscar el futuro. Porque la vida es para el que la lucha y no para el que la deja pasar.

El Velero de Pacheco. Pz. del Capitán Boixareu Rivera, 112
Tlf.: 949 38 12 36 www.elvelerodepacheco.es

Echa un vistazo a

Verano, tiempo de terrazas y días más largos en buena compañía

Al llegar a casa de trabajar, en el aperitivo o al final del día, cualquier …