Sábado , 24 Junio 2017
Home / Actualidad / María Mandarina: un espacio para bebés y papás lleno de vida y frescura

María Mandarina: un espacio para bebés y papás lleno de vida y frescura

Vestirse en Guadalajara

Las necesidades a las que se enfrentó durante la crianza de su hija, unida a su pasión por la moda y a su espíritu emprendedor, llevaron a esta mamá a crear este espacio único en Guadalajara

-¿Qué nos podemos encontrar en María Mandarina?
Moda en algodón orgánico para los peques, moda premamá y lactancia, porta-bebés ergonómicos, juguete educativo y artesanal, así como accesorios y complementos para el día a día de los más pequeños.

-¿Se puede decir que sois mucho más que una tienda?
¡Sí! Incluso cuando María Mandarina no era más que una idea rondando en mi cabeza, el proyecto fue tomando forma como un espacio donde – además de  encontrar productos de marcas que apuestan por la sostenibilidad, el diseño, el confort y el medio ambiente – se pudiera compartir, disfrutar, expresar, preguntar, probar, hablar….Es por esto que tenía muy claro que habría una sala preparada para acoger diversas actividades: charlas sobre lactancia, cuentacuentos, taller de portabebes así como un taller musical para bebés del que las familias salieron encantadas. Disfruto hablando con mis clientas (sobre todo son mujeres como yo), escuchando sus preocupaciones, miedos, dudas e inquietudes…son ellas las que inspiran y crean lo que ofrecemos después en el espacio.

-¿Cómo surgió la idea de emprender un negocio como este en Guadalajara?
Soy mamá y cuando nació mi hija hace solo 4 años, tuve que irme fuera de Guadalajara a comprarme un portabebe ergonómico. No había ningún lugar donde comprar ropa orgánica, un mordedor o un juguete para mi bebé que no fuera de plástico. Identificar esta carencia en la ciudad, unida a mi pasión por la moda y el ámbito de la crianza, me llevaron a lo que hoy es María Mandarina.

-¿Y el nombre, María Mandarina?
No fui yo quien lo tuvo tan claro. Mi amiga Sara, a quien adoro, fue quien me puso el apellido “Mandarina” apelando, creo yo, a la frescura, la energía, la luz y la gran dosis de vitaminas y vida que un cítrico así nos da. Y siendo nuestros bebés y peques los protagonistas del espacio…VIDA es lo que hay aquí.

-¿A qué público vais dirigidos?
Por un lado, moda, complementos, accesorios y juguetes de 0 a 8 años aproximadamente. Por otro lado, una parte muy importante va dirigida a la mamá o futura mamá que busca moda para ella durante el embarazo y después con la lactancia, así como  cosmética orgánica, tanto para ella como para el bebé. Y por supuesto, papás y mamás que buscan comprar y asesoramiento sobre porta-bebés.

-¿Cuánto tiempo lleváis abiertos?
Desde el pasado mes de diciembre. Durante estas primeras Navidades sentimos muy buena acogida y desde entonces todos los días vienen personas a conocer la tienda.

-¿Qué balance hacéis de esta aventura empresarial?
Muy positivo. La verdad que es emocionante cuando vienen personas a buscar algún producto que le han recomendado de la tienda o cuando me piden asesoramiento para hacer un regalo. Y cuando me dicen: “Tendrías que haber abierto antes. ¡Cuántas veces he buscado esto en Internet!” Me encanta darme cuenta de que lo que ofrecemos realmente gusta y que respondemos a las necesidades de la gente.

-Ahora os enfrentáis a un nuevo reto, la tienda on line. ¿Qué os ha animado a lanzaros a este nuevo proyecto?
Sin lugar a dudas, la demanda del mercado es clara en este sentido. Nuestro producto se busca y se compra a través de Internet y por ello queremos dar este servicio que, además de ayudar a posicionarnos en el mercado, ya nos llevan pidiendo algunos clientes desde que abrimos la tienda.

-¿Alguna otra meta por conseguir?
Detrás de lo que hoy conocemos como María Mandarina hay muchísimo trabajo, ilusión y esfuerzo. Las metas van apareciendo en cada momento. Un espacio vivo está en constante evolución y en ese baile nos​ movemos cada día.

Echa un vistazo a

El menú más importante de tu vida

Elegir el lugar ideal para  una boda es, probablemente, una de las decisiones más importantes …