martes , 13 noviembre 2018
Home / Lifestyle / Gastronomía / Frutos secos, una fuente de salud en nuestra cocina

Frutos secos, una fuente de salud en nuestra cocina

Aunque hace unos años los frutos secos no gozaban de una gran reputación, principalmente por su alto valor calórico, hoy forman parte de los superalimentos del siglo XXI. La razón es sencilla. Los frutos secos poseen multitud de beneficios para nuestra salud.

Así, está comprobado, por ejemplo, que ayudan a reducir los niveles de colesterol “malo” y aumentar el “bueno”. Esto es gracias a su contenido en grasas saludables, también llamadas insaturadas, además de a su alto contenido en ácidos grasos oleicos y linoleicos y a los tan populares Omega 3. Estos componentes de los frutos secos equilibran los niveles de colesterol en sangre y se convierten, por consecuencia, en protectores del sistema cardiovascular, reduciendo el riesgo de padecer ataques al corazón. Por otro lado, debido a que los frutos secos tienen antioxidantes (como son las vitaminas C y E), son fundamentales para combatir a los radicales libres, responsables de enfermedades degenerativas y del envejecimiento prematuro. Además, son excelentes para disminuir el estrés, la fatiga y el síndrome premenstrual, debido a sus aportes en ácido fólico, muy bueno a su vez para aumentar las defensas en el organismo. Por último, los frutos secos aportan fibra, proteína vegetal, proteínas y sustancias bioactivas, como los flavonoides, minerales, potasio, calcio, fósforo, hierro, zinc, entre otros.

Los frutos secos que no deberían faltar en tu dieta

Nueces. Mejoran los niveles de colesterol, no permiten el aumento de peso, son buenas para la memoria y protegen los huesos.

Almendras. Si consumes 23 almendras obtendrás la tercera parte de la vitamina E que tu cuerpo precisa. Además, las almendras protegen de los radicales libres y absorben grasas.

Pistachos. Sirven para saciar el apetito. Ayudan a reducir los riesgos de padecer degeneración macular por la edad, principal causa de la ceguera en los ancianos.

Avellanas. Contienen ácido fólico, que previene enfermedades del corazón y degenerativas, como el alzheimer.

¿Cómo consumirlos?

Es recomendable consumir los frutos secos sin salar, ni freír o tostar, es decir, crudos, tal y como salen de la cáscara. Los frutos secos puedes consumirlos solos, como parte un aperitivo saludable, o bien incorporarlos en tus recetas, tanto en platos salados como dulces.

Ahora que llega el verano, te sugerimos esta propuesta fácil, rica y muy saludable, ensalada de pechuga de pavo con vinagreta de frutos secos.


Ensalada de pechuga de pavo con vinagreta de frutos secos

Ingredientes

1 pechuga de pavo cocida o asada
50 gr. de uvas pasas
100 gr. de nueces peladas
Un manojo o bolsa de canónigos
Vinagre de Módena
Aceite de oliva virgen extra
2 cucharadas de miel
250 gr. de fresas y sal

Preparación 

En un bol, pon las uvas pasas junto con las nueces troceadas, el vinagre, la miel y el aceite. Pon a punto de sal, mezcla bien y reserva.

Corta la pechuga en láminas muy finas, de manera que puedas hacer con ellas unos rollitos.

Lava bien las fresas, retírales los pedúnculos y córtalas en daditos.

Coloca en el centro del plato los canónigos. Alrededor dispondremos los rollitos de pechuga de pavo y los daditos de fresa. Por último, aliña todo con la vinagreta de frutos secos.

Truco

Si quieres darle un toque diferente a las uvas pasas, remójalas previamente en Pedro Ximénez u otro licor al gusto.


Mario De Lucas Hernández

www.grupolino.com

(Grupo Lino)

 

Echa un vistazo a

Festivales gastronómicos, una fiesta alrededor de la mesa

Espero que hayan tenido unas felices vacaciones, o que las estén teniendo en estos momentos. …